Apoyo a Pamela Palenciano y su monólogo

El 14 de marzo del 2019, la concejalía de Igualdad del Ayuntamiento de Linares ofreció a los IES de la localidad, una actividad enmarcada en la Campaña de Sensibilización Contra la Violencia de Género. Era el monólogo de Pamela Palenciano. Esta propuesta, se enmarca perfectamente en las actuaciones que deben desarrollar los centros educativos tal y como aparece en Acuerdo de 16 de febrero de 2016, del Consejo de Gobierno, por el que se aprueba el II Plan Estratégico de Igualdad de Género en Educación 2016-2021. (Boja, 2 de marzo del 2016, no 41).
Concretamente en la línea de actuación 3: contribuir a erradicar la violencia de género. En el objetivo 3 de dicha línea de actuación, se indica que los centros docentes deben “Promover actuaciones de sensibilización y prevención de la violencia de género para contribuir a su erradicación, asegurando una intervención adecuada ante posibles casos de violencia de género en el ámbito educativo”.
Algunas de las actuaciones para el desarrollo y consecución de dicho objetivo en los centros educativos son:
• Profundizar en la coordinación y colaboración interinstitucional para el desarrollo de campañas o programas que inciden en la sensibilización, visibilización y prevención de la VdG. (Medida 3.1 Actuación 3.1.7)
• La coordinación y colaboración con organismos corresponsables o implicados en la erradicación de la VdG. (Medida 3.2 Actuación 3.2.7)
Los centros educativos de Linares, que acudieron al monólogo de Pamela Palenciano, lo hicieron desde la responsabilidad y desde el cumplimiento de su trabajo en la prevención de la Violencia de Género que nos marca la Consejería de Educación a través de la normativa anteriormente citada. Todas las actuaciones que se desarrollan a lo largo del curso para favorecer la igualdad se presentan en una memoria que debe ser aprobada por el Consejo Escolar del que forman parte las familias. En ninguna de esas memorias de actuación del plan de igualdad de los centros educativos que acudieron, se hace una valoración negativa de dicho monólogo y, por tanto, de Pamela Palenciano.
Desde los centros educativos, buscamos potenciar en el alumnado el pensamiento, reflexivo y crítico y para ello, se le proponen actividades variadas, diferentes, que les saquen de su zona de confort, de un único pensamiento, de un único discurso para que, desde la reflexión, análisis y crítica constructiva lleguen a sus propias conclusiones. Todo el profesorado, somos conscientes que algunos alumnos/as pueden sentirse incómodos con algunas propuestas, ideas o pensamientos que sean diferentes a los construidas hasta el momento por sus familias o entornos sociales. Pero precisamente por eso, debemos plantear discursos diferentes. Sin duda, el monólogo de Pamela Palenciano no deja indiferente a nadie. Está construido desde una vivencia dolorosa y traumática. No es una humorista, ni es un monólogo gracioso, aunque utilice la ironía y el humor para destensar momentos, cualquiera que la escuche de forma activa y empatice con su emoción, podrá descubrir el desagarro emocional que proyecta.
A lo largo de la actuación, puedes ver como en ocasiones interactúa con las personas asistentes y en otras ocasiones, se mete tan dentro de su vivencia pasada que temes que se desmorone la adolescente maltratada que revive en cada actuación y se pierda la adulta que interpreta a su yo pasado en un monólogo teatral.
En una de esas interacciones de aquel 14 de marzo en Linares, tres o cuatro chicos, que no estaban dispuestos a empatizar con ella, fueron durante un par de minutos, los protagonistas

del monólogo. Pamela, en un momento de la actuación, tal y cómo se puede ver en el video, utiliza una técnica muy conocida en teatro denominada role-playing con estos chicos, a través de esta técnica, ella se muestra como el espejo de un personaje de ficción que está representando. Estos chicos, estaban incómodos con el monólogo y ella, pretende mediante esta técnica, que ellos se identifiquen con esa masculinidad creando una complicidad que en la mayoría de los casos destensa la situación para poder conquistarles de nuevo en la curiosidad y la escucha de la historia. Es importante conocer toda la historia para comprenderla y ese era el objetivo de Pamela. Pero en esta ocasión, los chicos decidieron irse y por tanto, no comprendieron toda la historia.
Por todo lo aquí descrito y como asistente además de docente, me parece realmente indignante la campaña de infamias y bulos que se está haciendo hacia Pamela Palenciano. En estas semanas, he leído comentarios y valoraciones de personas que no solo no estuvieron aquel 14 de marzo en el monólogo de Pamela, sino que no conocen el contexto educativo en el que se enmarca la actividad porque desconocen las leyes educativas, desconocen los derechos humanos fundamentales y desconocen el compromiso personal y de trabajo de los profesionales de la educación en la prevención de la Violencia de Género.
Mediante estas firmas, de distintos sectores de la comunidad educativa, pretendemos mostrar nuestro más sincero apoyo a Pamela Palenciano y queremos reafirmar nuestro compromiso ahora y siempre en la lucha contra la lacra social que supone la Violencia de Género y por ello apoyaremos siempre, actividades que se fomenten desde instituciones públicas y privadas para la erradicación y prevención de la Violencia de Género.
Firmas:
Ana Isabel Quijada González


Ana Isabel Quijada González    Contactar con el autor de la petición

Firmar esta petición

Al firmar, autorizo a Ana Isabel Quijada González a entregar la información que proporciono en este formulario a quienes tengan poder sobre este tema.


O

Recibirá un mensaje de correo electrónico con un enlace para confirmar su firma. Para asegurarse de que recibe nuestros correos electrónicos, añada info@peticion.es a su libreta de direcciones o a la lista de remitentes seguros.

Tenga en cuenta que no puede confirmar su firma mediante una respuesta suya a este mensaje.




Publicidad de pago

Haremos difusión de esta petición a 3000 personas.

Más información...